miabogadoblog.com

Abogado Personal

Qué diferencia hay entre la prueba confesional y la testimonial ? (Publicación 38)

Estas pruebas son de suma importancia en cualquier proceso, toda vez que la confesional se encuentra a cargo o es desahogada por las partes del juicio (actor o demandado), mientras que la testimonial está a cargo de terceros ajenos a la controversia, pero que participaron en algunos eventos o conocen de los mismos, por lo que su declaración puede ser el factor entre ganar o perder un juicio.

Las diferencias entre estas pruebas son de forma y de fondo. Tienen que ver con las personas que intervienen, en cómo se ofrece la prueba al juez, cómo se prepara el desahogo de la misma, cómo se lleva a cabo la audiencia de desahogo y qué efectos tiene la misma.

1.- Personas que intervienen: En la confesional son las partes interesadas (actor o demandado); mientras que en la testimonial son terceros ajenos a la controversia.

2.- Cómo se ofrece la prueba: La confesional a través de un pliego de posiciones (escrito que contiene las preguntas a formular); mientras que la testimonial solo se solicita se cite al testigo al juzgado y el interrogatorio se hace de manera directa (de viva voz).

3.- Cómo se prepara su desahogo: La confesional citando al que habrá de desahogarla por lo menos 3 días antes de la audiencia y es apercibido (advertido) de que si no se presenta, será declarado confeso (aceptar de cierto) de las preguntas que tenga el pliego de posiciones; mientras que en la testimonial se cita al testigo por lo menos el día anterior a la audiencia y el apercibimiento es de multa o arresto en caso de que no acuda a la audiencia.

4.- En cuanto a su desahogo: Las preguntas de la prueba confesional deben de ser sobre hechos propios, es decir, aquellos que hizo o en los que intervino directamente la parte que contesta las preguntas; a diferencia, en la prueba testimonial las preguntas pueden ser sobre hechos propios o ajenos, siempre y cuando los haya percibido por cualquiera de los sentidos.

5.- Personas en la audiencia: En la prueba confesional solo se autoriza la presencia de la persona que habrá de desahogar la prueba, su contraparte y el abogado de ésta última. En la testimonial pueden estar las dos partes (actor y demandado) y los abogados de ambas, pudiendo todos los presentes interrogar a los testigos, siendo el primero en preguntar la parte que ofreció al testigo.

6.- Preguntas cerradas y abiertas: En la prueba confesional las preguntas son cerradas, esto es, la pregunta debe de estar formulada en sentido positivo o negativo, de tal forma que la respuesta tenga que ser un “si” o un “no” (aunque después puede explicar lo que guste sobre su respuesta). Mientras que en la testimonial las preguntas son abiertas, es decir, el testigo tiene que narrar los hechos.

7.- Efectos o valor de las pruebas: Como su nombre lo indica, la confesión es el reconocimiento pleno de los hechos y puede decretarse cuando no se presente a la prueba quien habrá de desahogarla, contesta con evasivas o se niega a contestar y desde luego, cuando reconoce expresamente los hechos. En la testimonial se requieren al menos dos testimonios “consistentes” o “parecidos” para que se tome como prueba plena y estos testigos deben de coincidir en las circunstancias de modo, tiempo y lugar en que ocurrieron los hechos que narran.

© 2011 miabogadoblog.com

1 Comment

Leave a Response

Please note: comment moderation is enabled and may delay your comment. There is no need to resubmit your comment.